CTT Panasonic STD

Sigue a RevistaPantalla.com en:  























Editoriales
Todos
Editorial publicado en la Revista Telemundo el 08 de junio 2015
compartir16147

Por José Antonio Fernández Fernández


Cuando la maestra pide que los alumnos escuchen su clase, dice en el salón: “les pido a todos que guarden silencio”. Y cuando esa misma maestra consiente a alguno de sus pupilos más de la cuenta y le permite hable cuando no debe hacerlo y no aplica ninguna sanción, entonces no falta que alguno de los compañeros del salón proteste de esta manera: “maestra, o todos coludos o todos rabones”.


Cuando una persona dice “todos”, todo cambia. La palabra “todos” es una regla que empareja las circunstancias y el horizonte, es sumamente poderosa. El “todos” inquieta y hasta horroriza al que más poder tiene y hace soñar a quien siente que no ha tenido las oportunidades imaginadas.


“Todos” es una palabra maravillosa cuando se utiliza para hablar de ilusiones y proyectos colectivos. Nos hace sentir bien decir que “todos” somos iguales como seres humanos, que no tendría por qué darse la discriminación y que “todos” podemos echarnos la mano y ayudarnos en circunstancias desfavorables. Pero la palabra “todos” no siempre se utiliza para animar y lanzarse en la lucha de un mundo mejor, también el “todos” puede ocuparse con fines maquiavélicos para confundir y hacer creer a cuantos se pueda que “todos” somos corruptos, que “todos” nos vendemos por alguna cantidad de dinero o que “todos” somos de lo peor aunque no se note a la vista, cosa que se dé la oportunidad para demostrar la bajeza.


Quizá el éxito de más de medio siglo de audiencia de las telenovelas y también de las películas de súper-héroes, se deba a que en sus historias, criticadas por muchos y vistas por más, siempre queda claro que no “todos” son iguales. De antemano el público sabe que los protagonistas hacen valer sus diferencias y no se dejan vencer por quienes quieren imponer miedo y confusión para hacer realidad su perversión mayor: maltratar por igual a “todos”.


En una relojería que venden solo relojes de oro, el experto coleccionista necesita acercarse para ver cada pieza y encontrar la diferencia. El letrero dice: “Se venden relojes de oro”, él sabe que todos marcan la hora y son puntuales, pero el aprecio mayor se da por todo eso que distingue a cada uno de los demás.


Luego de escuchar la protesta del alumno que pedía trato parejo para “todos”, la maestra se dio un espacio para comprender el por qué consentía a uno de sus alumnos. No encontró una respuesta precisa, pero si tuvo una sensación: la protesta era justificada, los demás también merecían que al menos ella supiera su nombre


Otras Editoriales:
Relojero
Brillante
  Ánimo
Puertas
Ingenuos
Sillota
Torpedear
Caos
Taco
Piñata
Poema / Canción
El Callejón del Futuro

Videógrafo
Goleador
Vida
Brady
El muro
V
Ensalada
Tru-Trú
El Santo
Platicar
Apaga Enciende
Lugar mágico
Trump
Todos
Coro
Thunderbirds
Escándalo
Entusiasmos
Casos
En la foto
Guías
Es para mí
Paulina y Manuel
Público
Aspiradoras
Matemáticas
Vivir sin conflictos
Como por arte de magia
Telenovelas
Watergate
Adiós al Paseíllo
Griegos
Panadero
Velocidad
Cumplimos 20
El más humano
No, ¡así no!
La Gran Boda 2012
Top Gear

Votación Sondeo
¿Es buena idea que Claro Video y Blim TV unan fuerzas para crear ClaroVideoBlimTV con los contenidos de las dos OTTs?

  • Por supuesto, unidas competirían fuerte con Netflix, Prime y Disney

  • No tiene caso, no pueden competir con Netflix, Prime, Apple TV y Disney

  •        


    Mpi Dirsa Videostaff STD

       
     Sección Revista Virtual Telemundo Editoriales