Sigue a RevistaPantalla.com en:  






















Susana Zabaleta
Lo que más me gusta es provocar y el proceso para llegar al clímax
Publicada en la Revista no. 103 el 15 de octubre 2008
compartir7828

Untitled Document

Por José Antonio Fernández F.

Consulte otras entrevistas publicadas anteriormente en la Revista Telemundo, realizadas por José Antonio Fernández, con otros actores y actrices:
Alejandro Camacho,
Humberto Zurita
,
Rebecca Jones
,
Pedro Armendáriz
,
Andrés Bustamante
,
Ari Telch
,
Fernando Luján
,
Vanessa Bauche
,
Humberto Vélez
y
Rafael Inclán
.

Susana Zabaleta es la actriz y cantante más enigmática del mundo artístico mexicano de principios del Siglo XXI.
Posee cualidades histriónicas de sobra: es una actriz que sí canta y es una cantante que sí actúa. Está dedicada de tiempo completo a jugar a la vida. Ella misma ha creado el personaje de Susana Zabaleta. Le dedica tiempo completo. Es mexicano, muy mexicano. Sabe que algo trae en su espíritu. Lo está dando a conocer poco a poco. Lo comparte como si fuera un pastel. Ni ella misma conoce hasta dónde pueden llegar sus atrevimientos. Actúa con el alma y con todo el cuerpo. Su papá la subió en un autobús a los 16 años para que se fuera a estudiar a Monterrey. Sabía de su fortaleza.

Notorio es el deseo de la Zabaleta por devorar al público y que el público la devore hasta el delirio. Trabaja en forma incansable para convertirse en una nueva gran diva del espectáculo, el cine y la televisión. Escala la montaña sin malabarismos ni titubeos. Ve la cumbre y se ve en ella. Apuesta todo por sí misma, por su carácter, por su erotismo color rojo encendido, por sus destellos de simpatía en el escenario que poco ha explotado, por su trabajar muy en serio sus propuestas, porque se aprecie su educada voz, porque en cada escena en la que aparezca se recuerde su entrega, intensidad y pasión. Y la inteligencia también podría hacerla presente siempre. Está obligada a hacerlo, tiene las agallas para pelear porque aparezca todas las veces en el alma de sus personajes. La cumbre anhelada es celosa y está rodeada por veredas llenas de trampas.

Cantar sólo lo muy suyo, lo que siempre llegue al corazón, actuar papeles no obvios, inteligentes y jamás vulgares, la llevarán a que su nombre se escriba con letras de oro en la historia del espectáculo, el cine y la televisión de México. El secreto de su futuro está en la selecciones de canciones y personajes.


José Antonio Fernández: ¿Crees que se te han cumplido tus sueños?
Susana Zabaleta:
De flojera que se te cumplan todos tus sueños.

José Antonio Fernández: ¿Por qué de flojera, cuáles son tus sueños que te dan flojera?
Susana Zabaleta:
Cuando vivía en Monclova, yo siempre decía la frase: me tengo que esperar.
A mi mamá no le gustaba salir de fiesta. Me decía: va a haber una fiesta en el Casino y van a ir todas tus amigas. Yo le respondía: no quiero ir. ¿Por qué no quieres?, me preguntaba. Y yo le decía: porque voy a tener muchas fiestas en mi vida. Me tengo que esperar. Mi idea era que debía guardarme para cuando llegara el hombre de mi vida y los amigos de mi vida. Y me guardé, lo cumplí.
No iba a fiestas y no tenía muchas amigas. Era una tipa muy rara.


José Antonio Fernández: ¿Si pensabas que debías guardarte, me da la impresión de que algo imaginabas, algo soñabas? Y no me refiero a los sueños que tienes cuando duermes, sino a los sueños poéticos, a lo que sueñas ser en el futuro.
Susana Zabaleta:
Nunca soñé con ser famosa, nunca. Soñaba con que la gente me escuchara.
Siempre soñé con eso. Que cuando yo hablara, la gente me pusiera atención.
Yo vengo de la generación del: usted cállese y váyase a su cuarto; los grandes están abajo y los chicos están arriba.
Cuando había fiestas o reuniones en mi casa, me decían: Susana, baja a cantar. No me pedían cantar, me ordenaban hacerlo.


José Antonio Fernández: ¿Qué cantabas?
Susana Zabaleta:
Cosas que le gustaban a mi papá. Por ejemplo, Júrame que aunque pase mucho tiempo y cosas por el estilo. Ponchito mi hermano tocaba la guitarra. Nos hacían cantar de Mocedades, lo que yo alucinaba.

José Antonio Fernández: Ese fue tu primer contacto con un público. ¿Qué hacían los invitados y tu familia cuando cantabas en la sala de la casa?
Susana Zabaleta:
A mí me valía madres lo que hicieran. Yo estaba chiquita, tenía 8 ó 9 años. No me gustaba que me vieran los amigos de mi papá. Me sentía el títere que llegaba a cantar.

José Antonio Fernández: ¿Sentías que los impactabas al cantar, a los 9 años?
Susana Zabaleta:
Sí, pero no sabía por qué los impactaba. Yo no supe del poder de mi voz sino hasta hace muy poco.
Soy muy perfeccionista. Siempre he pensado que mi voz no está lo suficientemente bien. Cuando estoy en el escenario no escucho los aplausos. Veo que mueven las manos pero no oigo que me aplauden.


José Antonio Fernández: ¿Crees en la energía?
Susana Zabaleta:
Claro que creo en la energía. El poder de la energía mala es mayor que el de la buena. La energía sexual es una de las energías más fuertes.

José Antonio Fernández: Te presentas como una mujer muy sexual. ¿Lo eres en la realidad?
Susana Zabaleta:
Es un juego que se llama provocar. Es igual para mí que provocar con la palabra, que la gente se pregunte por qué dije tal o cual cosa. Me gusta provocar. Me gusta hablar de política y dar una una opinión que provoque algo.
La vida es de los provocadores. A mí sí me gusta provocar. Lo admito. Provocar genera cosas padres, despierta al mundo. Hay que darle cuerda al mundo. Si te quedas sin cuerda, no vales. ¡Qué hueva ser una persona sumisa!
Lo más bonito es ir conociendo a la gente y provocarlos justo en el momento para que salgan del tedio.


José Antonio Fernández: ¿Por qué te gusta tanto hacer sentir el poder sexual?
Susana Zabaleta:
Nos gusta a todos. No conozco a alguien que no le guste. A todos les gusta admirar, hablar de sus experiencias. Les fascina hablar de sus experiencias terribles o maravillosas, o las que no han tenido.
Como creen que yo sé todo, me pongo para que me cuenten y me cuentan. Eso me gusta. Los animo. Creen que yo soy Matahari, aunque no es así.


José Antonio Fernández: ¿Haces una vida muy desinhibida y abierta?
Susana Zabaleta:
No.

José Antonio Fernández: ¿Se atreve a todo tu personaje Susana Zabaleta?
Susana Zabaleta:
Claro, así es mi personaje. Al aparecer en un escenario provoca al público y en ese momento seguro hay quien imagina cualquier cosa, goza el teatro y se va con ese sentimiento a su casa y goza en su casa. Siente rico que fue así.

José Antonio Fernández: ¿Esa parte te gusta?
Susana Zabaleta:
En la novela La Madrastra de Vargas Llosa, se cuenta la historia de una mujer a la que preparan para estar con el hombre. La prepara otra mujer que hace todo un ritual de belleza en el que le quita y le pone. La deja excitada a tal grado
que cuando llega el señor la hace suya en un momento. La Madrasta decía que de todo el ritual, el proceso era lo que más le gustaba. A mí también lo que me gusta es el proceso.
Me encantan también las cosas grotescas.
Acabo de leer Chiquita, que es la historia de una mujer que mide un metro con treinta centímetros.
La parte que cuenta el momento sexual es totalmente perversa y maravillosa a la vez. La descripción que existe en esa novela biográfica de la primera vez que tuvo una relación sexual, es como un sueño.
A mí me fascina hacer que la gente sueñe y se deje llevar.


José Antonio Fernández: Eres de las pocas artistas que perteneces al mismo tiempo al mundo cultural y al mundo comercial. Con Sexo, pudor y lágrimas saltas a la fama, que es una película que hizo gran taquilla aunque pertenece al mundo intelectual. Te invitan a programas como Zona abierta y al mismo tiempo haces telenovelas y hablas de sexo.
¿Perteneces a los dos mundos, te sientes así?
Susana Zabaleta:
Los seudointelectuales que son periodistas y según ellos manejan este país,
aaaaahhhh, qué doloroso es verlos, sabes. Con la falta de información que existe en México, el que lee Romeo y Julieta cree que ya es intelectual.
Respondo a tu pregunta: sí me adentré al mundo de Jesusa Rodríguez. Me fascinó hacer cabaret con ella y hablar de la política. Jesusa me enseñó a leer y a entender. Yo entendí a Sor Juana Inés de la Cruz por Jesusa. Cuando empecé a leer renglón por renglón entendí a Shakespeare y a muchos autores. Benjamín Cann también me ayudó a entender. Sí pertenezco al mundo cultural, al del teatro, al de la ópera.


José Antonio Fernández: Tengo la impresión de que ya olvidaste a ese mundo cultural.
Susana Zabaleta:
No, claro que no. ¡Cómo olvidarlo!
Yo todos los días estoy en ese mundo.


José Antonio Fernández: Dime algo: ¿olvidaste o no a ese mundo cultural que te cobijó y te enseñó muchas cosas que tú misma me has contado?
Susana Zabaleta:
Yo sigo cantando ópera con el maestro Patrón y con el maestro Barrios. En todos mis conciertos canto ópera y todos se chingan, y es lo que más me aplauden, curiosamente. Les cuento la
historia de lo que canto y de quién la compuso.

José Antonio Fernández: Te hago la pregunta de otra forma: ¿te dijiste un día: no quiero pertenecer sólo al mundo cultural?
Susana Zabaleta:
Sí me lo dije. No quiero ser purista ni radical y decir no a todo lo que no suene a ese mundo cultural.

José Antonio Fernández: ¿Cuándo te dijiste ese no?
Susana Zabaleta:
Fue en la escuela de la Ollin Yoliztli. Un día que no lleve la tarea me dijo el maestro Luis Estrada, enfrente de todos: no sé que está haciendo usted aquí. ¿Qué está haciendo? ¿Por qué no se va a Televisa? Con esa cara y ese cuerpo váyase a Televisa a hacer lo que usted en verdad quiere. ¿Qué hace aquí estudiando en la Ollin Yoliztli. Dele su beca a alguien que sí le interese.
Ese día me esperé al final para hablar con el maestro Estrada. Me dijo: ¿qué prefieres, llegar a Bellas Artes en un Volkswagen o en una limosina a Televisa? Le respondí largo: en Volkswagen y en limosina y no veo por qué ser radical. A las personas no se les debe clasificar ni descalificar. Yo soy diferente. Dame la oportunidad. ¿Qué quieres, que me corte el pelo como estas guarras, que no me bañe para poder decir que soy intelectual? No, le dije, la intelectualidad y ser izquierdoso no es tener pelos en el sobaco. Yo lo que quiero es aprender y por eso no me puedes culpar de nada. De México no me quiero salir y aquí no hay ópera, lo que se hace aquí en la ópera es con escenografías de Cachirulo.
Poco a poco me fue respetando. Me entendió.


José Antonio Fernández: Decidiste no pertenecer sólo al mundo cultural que era un mundo que tenías dominado. ¿Por qué lo hiciste? ¿Qué te faltaba?
Susana Zabaleta:
De qué me servía, yo quiero conocer muchas otras cosas. Ese mundo tiene su diversión pero también aburre. A mí me faltaba divertirme.
Yo creo que para ser tolerante, que todavía no lo soy -me cuesta mucho trabajo-, hay que conocer de todo.
Tú no puedes llegar a Televisa y decir: todos son unos pendejos. En Televisa hay gente encantadora y muy interesante. Como tampoco puedes llegar a un lugar como lo era antes El Hábito en Coyoacan y decir que todos son intelectuales, eso no es cierto, también ahí hay ¡cada pendejo!
No puedes escuchar Tercer Grado y pensar que todos saben de lo que están hablando. ¡Qué bárbaros, ayer los vi!

José Antonio Fernández: Casi nadie del mundo cultural rompe la puerta para entrar al mundo comercial. Tú sí lo hiciste.
Susana Zabaleta:
A la hora que rompí la puerta muchos me cerraron la puerta.

José Antonio Fernández: ¿Hubo gente del mundo cultural que te cerró la puerta cuando decides contratarte con Televisa?
Susana Zabaleta:
Sí. Para ellos me convertí en la vendida, en la prostituta.

José Antonio Fernández: ¿Mantienen esa posición hasta la fecha?
Susana Zabaleta:
No todos, con algunos las cosas han cambiado.
Esperé a que pasara el trago amargo de ellos. Mientras, yo me divertía.
Para mí fue tremendamente doloroso todo el proceso. Imagínate que en un concierto Eugenia León se sintió ofendida porque yo empecé a hacer bromas, a cabaretear con la orquesta. Ella se ofendió y dijo que no me quería volver a ver en su vida. Le mandé una carta y no me la contestó. Hasta la fecha cuando me ve en público no me saluda. Yo la admiro como no tienes idea. Ella me tiene vetada, y critican a Televisa de que veta.

José Antonio Fernández: ¿Quién más del mundo cultural te tiene vetada?
Susana Zabaleta:
Jesusa Rodríguez en algún momento, pero ya no. Nos encontramos, la abracé, nos abrazamos mucho. Con eso fue suficiente. No tuvimos que decirnos nada.

José Antonio Fernández: ¿Qué piensas de un cantante como Óscar Chávez que ha mantenido una línea cultural y no se ha salido de ella nunca en su vida? A él lo ha vetado todo mundo, en momentos.
Susana Zabaleta:
Se me hace muy respetable y más porque sigue llenando los lugares.

José Antonio Fernández: ¿Cuál es tu línea?
Susana Zabaleta:
Yo no tengo línea. Es la libertad. Yo creo que me gusta no aburrirme y no aburrir a la gente. Me aburro fácilmente. No hay nada peor en esta vida que algo o alguien te aburra.

José Antonio Fernández: ¿Qué es divertirte para tí?
Susana Zabaleta:
Un cuento de Ray Bradbury cuenta la historia de un marciano que llega a la tierra. Tenía el poder de convertirse en lo que la gente quisiera. Vivía a las afueras del pueblo por miedo. Un día llega al pueblo y de repente una mamá dice: vi a mi hija, la perseguí y no la pude alcanzar. Otro dijo: vi a mi esposo. Y así los demás. Lo que sucedía era que el marciano tenía ese poder de convertirse en lo que la gente quería. A mí me gusta jugar a hacerle al marciano de Bradbury.
El cuento tiene muy mal final, porque todos terminan queriendo al marciano sólo para ellos y entonces el marciano se convierte en nada.


José Antonio Fernández: O te conviertes en ser lo que los demás quieran.
Susana Zabaleta:
Por eso hay que cambiar. Hacer las maletas e irte. Si me habla hoy un productor de telenovelas para proponerme hacer otra porque estoy funcionando muy bien con Fuego en la sangre, entonces le digo que no, que ya no voy.
Es más, ya no vuelvo a hacer novelas hasta dentro de cuatro años. Antes de Fuego en la sangre tenía 6 años sin hacer telenovelas.


José Antonio Fernández: ¿Por qué aceptaste este personaje tan tremendo en Fuego en la sangre?
Susana Zabaleta:
Tenía que ser así, debía sacar todo lo que tenía adentro. ¿Para qué pago un psiquiatra? Mejor hago una novela y me pagan por actuar en ella.

José Antonio Fernández: ¿Qué traías adentro?
Susana Zabaleta:
Cosas de la vida, las muertes, las separaciones, las enfermedades y las cosas horribles que pasan en tu vida personal. Las ganas de mandar todo a la fregada y de repente querer decir ya basta. Ya cuando alguien te recomienda a una linda terapeuta, ya valiste madres.
Cuando una amiga me hizo una cita con una doctora, entonces me dije: sí tengo problemas. Hablé a Televisa y pedí un personaje. Le llame a Salvador Mejía, el productor. Le dije que me gustaba mucho su novela y le platiqué la idea de un personaje, que es el que interpreto. La Ruth. Cuando se lo propuse me dijo que lo pensaría. No le latía mucho al principio, pero me llamó.


José Antonio Fernández: ¿Qué tipo de personaje le propusiste a Salvador Mejía?
Susana Zabaleta:
Un personaje deshinibido, valiente y a la vez que tenga muchas confusiones en su vida. Ruth no sabe quiénes son su papá y su mamá.
Infancia es destino, así es que desde ahí vienen muchos de sus problemas, vale madre. Es un personaje que no tiene un futuro porque no existe su pasado. Su personalidad es protectora y se la inventó ella misma. Tiene un caparazón de tortuga que si le escupes se desmorona. A Ruth la agobian sus manías, piensa que todos son asquerosos y que tienen cosas en la piel. Piensa que si la tocan le van a dejar mil quinientas cosas pegadas.


José Antonio Fernández: Pero al mismo tiempo Ruth es tremendamente provocadora.
Susana Zabaleta:
Se atreve. Es muy atrevida.

José Antonio Fernández: ¿El personaje de Ruth es autobiográfico?
Susana Zabaleta:
A mí sí me gustaría ser Ruth un día y llegar con alguien y encuerarlo. Me encantaría pero no puedo hacerlo. Nací en Monclova, 550,000 habitantes. Por más que juegue, no puedo.
Yo sí he estado en un lugar y le he dicho a alguien: sabes qué, no, perdón pero no puedo, era mentira.Ruht, en cambio, cuando le dicen que la amarran, se deja amarrar. Le gusta el peligro, le encanta. Le gusta su papá. Le fascina.
Yo propuse el personaje y la escritora lo escribió.


José Antonio Fernández: Un personaje tan fuerte es muy peligroso para una actriz porque ahí te puedes quedar. ¿Calculaste el riesgo?
Susana Zabaleta:
Sí estoy consciente de esos riesgos que me pueden llevar al estereotipo, empezando por la crítica.
La crítica que más me importa es la de mis hijos. Cuando le conté a mi hija que iba a hacer la novela, me preguntó por qué la haría si las criticaba tanto.
Luego me preguntó qué papel interpretaría. Le dije que sería la hija de Julisa. Me respondió: no te ofendas, pero más bien pareces la mamá de alguien.
Tiene toda la razón.


José Antonio Fernández: Tu personaje llega a ser vulgar. ¿Así lo imaginaste?
Susana Zabaleta:
Llega a ser vulgar y hasta grotesco, pero así es el personaje.


Lea más de lo que dijo Susana Zabaleta
en exclusiva en CANAL100.com.mx

José Antonio Fernández: Un buen amigo, Juan Canedo, decía: un buen artista debe tener dos cualidades. Primero, debe interpretar un personaje de tal manera que se vea que es el personaje. Y también debe interpretar ese personaje hasta la últimas consecuencias. Los mejores ejemplos de lo que digo son los personajes clásicos del cine o de las telenovelas. La gente recuerda todo de ellos.
Susana Zabaleta: Atreverse a, es la combinación que hace todo. Cuando te pones a pensar qué dijeron de Susana Zabaleta, no acabas. Ruth, la de Fuego en la Sangre no es Susana Zabaleta.

José Antonio Fernández: Yo sí creo que a los ojos del público hay una fusión entre el artista y el personaje que interpreta.
Susana Zabaleta: Sí, pero esa fusión acaba cuando dicen ¡corte!

José Antonio Fernández: Un artista es siempre parte de sus personajes.
Susana Zabaleta: A lo mejor en mi mente sí, pero yo llego a mi casa y soy la mandilona y la que limpia popo y pipí.

José Antonio Fernández: ¿Hasta dónde quisiste llevar a tu personaje Ruth, de la telenovela Fuego en la Sangre? Te lo pregunto porque a la vez que es atrevido es un personaje que sufre mucho. En realidad sufre, no goza.
Susana Zabaleta: Es que las malas sufren, es una cosa rarísima. Ruth es sentimental porque un día le dicen que su mamá no es su mamá y que ella es hija de una sirvienta, toda esa historia no le fácil de asimilar porque (Ruth) es clasista. Ve lo que le sucede como un castigo de Dios. Sufre porque todo lo que le pasa, y aunque es fuerte se vuelve frágil.
Es padrísimo ver a una mala frágil.


José Antonio Fernández: ¿Tienes un culto por tí?
Susana Zabaleta: Sí.

José Antonio Fernández: ¿Qué tanto?
Susana Zabaleta: Tanto como lo deberíamos tener todos. Yo solita me hice mi altar. Yo sí me quiero y me costó mucho quererme. Crecí entre dos hermanos, ¡imagínate!
Un día hubo una junta en mi casa para hablar de qué estudiaríamos cada quien. Le preguntaron a mis dos hermanos qué iban a estudiar. Ellos respondieron y ahí terminó la junta de familia. A mí nadie me preguntó nada ese día.


José Antonio Fernández: Sin embargo tu papá te subió a un autobús cuando tenías 14 años para que te fueras a estudiar fuera de Monclova. Sabía que eras fuerte.
Susana Zabaleta: Fue como decirme: búscale porque yo no entiendo esto de las mujeres.

José Antonio Fernández: Si te subió al autobús a los 14 años, yo creo que te entendía más de lo que piensas.
Susana Zabaleta: Intuía. Una vez me dijo: yo no sé por qué tú no fuiste hombre.

José Antonio Fernández: ¿También tienes un culto por tu cuerpo?
Susana Zabaleta: Es más fácil todo cuando está bien. Es más fácil agacharte por algo que se te cayó cuando estás en forma, que cuando no lo estás. Es más fácil hacer el amor cuando estás en forma.

José Antonio Fernández: Me queda claro que te gusta poner ejemplos relacionados con el sexo. La gran ventaja es que todo mundo los entendemos rápido.
Me dices que te has hecho tu altar. Te pregunto: ¿qué tienes en ese altar, cómo lo imaginas? ¿Es minimalista?
Susana Zabaleta: No, no es minimalista. Es barroco.
En ese altar primero veo a mis hijos, que me costó mucho hacerlos y conseguirlos. Ahí están, yo los hice. Siempre digo: son mis hijos, aunque el otro diga que también participó. En ese altar veo muchas cosas: partituras, músicos, mis amigos, mis personajes, mota, tequila, comida japonesa, burbujas, libros, muchas fotos.

José Antonio Fernández: ¿Qué tanto tequila y qué tanta mota?
Susana Zabaleta: Un buen de tequila. Poca mota, porque hay que estar atentos. Yo creo que hay que desaburrise, pero cuidado con desaburrirte tanto, ¡eh!

Hay que estar atentos. A mí no me gusta perder el sentido. Nunca tomo tanto como para no saber dónde estoy. Yo tengo con uno o dos tequilas para alucinarme la vida, no necesito más.

José Antonio Fernández: Al decir que hay que tener tequila, mota y sexo, es fácil que la gente te imagine en el reventón. ¿Es así?
Susana Zabaleta: Hay que tener poquito de todo, pero sólo poquito. Es mejor así. Es como la comida, Si te comes un plato de chiles en nogada en el San Ángel Inn, con un chile tienes suficiente, no necesitas comerte los dos que te ponen en el plato. Si te atascas dos te vas a sentir mal.

José Antonio Fernández: ¿Eres más perro que ladra...?
Susana Zabaleta: No, no es eso. Pienso que no hay que perder el sentido. Cuando uno pierde la razón, pierde todo.

José Antonio Fernández: ¿De la Susana Zabaleta de Sexo, pudor y lágrimas a la de hoy, qué encuentras tú de novedoso?
Susana Zabaleta: El conocimiento. La gente me ha dado mucho, mucho, he conocido a gente maravillosa.
Ser mamá me cambió la vida. Tengo un sentido de responsabilidad porque sé que tengo que estar bien para.

Entiendo hoy que aún cuando yo esté con alguien, soy individuo. Un ser solito. Yo puedo querer mucho a mi pareja, y eso no quiere decir que estemos de acuerdo en todo.
Creo que la edad es maravillosa.


José Antonio Fernández: En la vida real, ¿eres tan liberal como te pintas?
Susana Zabaleta: No lo soy, a lo mejor pinto a esa que yo quiero ser. A lo mejor así voy a ser algún día.

José Antonio Fernández: ¿Qué quieres de la vida?
Susana Zabaleta: Eso ya es de mi vida privada, no te lo puedo contestar.

Tengo muchas cosas y muchas cosas he logrado, pero quiero más. Me faltan miles de cosas por hacer.


José Antonio Fernández: Tengo la impresión de que te sientes sola en este medio artístico. ¿Sí te sientes sola?
Susana Zabaleta: ¡Claro que me siento sola! Yo tengo amigos en el cine, en el teatro y en la tele. Nunca he podido juntarlos. Eso es triste. Las mamás de los amigos de mis hijos, son otro grupo.
Me gustaría juntar a todos mis amores. ¿Quién no se siente solo en la vida?

José Antonio Fernández: Me da la impresión de que andas buscando hacer el gran proyecto. ¿Me equivoco?
Susana Zabaleta: No te lo voy a decir.

José Antonio Fernández: ¿Sor Juana?
Susana Zabaleta: No.

José Antonio Fernández: Ya lo descubrí: es Sor Juana, es hacer la película de Sor Juana.

 

Más respuestas de Susana Zabaleta:

Me encanta el glamour.

A los programas de Televisa les hace falta glamour, son como un circo de tres pistas. Creen que entre más malabarismo exista, el público estará mejor. El que tiene tres viejas encueradas al mismo tiempo, igual no quiere a ninguna. Para empezar, ¿por qué se le encueraron así nomás?

Soy agresiva cuando me sacan de quicio. Me han visto agresiva en ocasiones al aire, porque me han sacado de quicio. No estuve a gusto como juez en el programa de concurso de Televisa.

Me gusta provocar también que la gente llore, ría y sea sentimental.

Los norteños dicen una frase medio vulgar que tiene mucho sentido: ahí como la sientas, te vas recargando. Yo siempre he pensado que es por ahí, que todo se va acomodando y que no tienes por qué ir en contra de las cosas que te va diciendo la vida. Siempre pienso que nos preocupamos de más.

Sí he hecho un proyecto artístico complejo. Igual hago una telenovela, que soy reina de los gays, que canto en una borrachera en la casa de Silvia Pinal, que canto ópera o hago discos, conciertos, películas o soy juez.

Son grandes amigos los que me ayudan a construir mis proyectos artísticos, sólo así los he podido hacer.

En el momento en el que tú dejas de hacer algo por el: "qué van a pensar de mí", ¡vales madres!

 



Otras
Entrevistas con:
RATINGNÓMETRO: Las Estrellas domina el Top 5 de programas más vistos en México
TAQUILLÓMETRO: Una del Top 10 es mexicana. No manches Frida 2
ENDEMOL Shine Boomdog y Televisa traen a México The masked singer
ES posible integrar SPR-Canal 14 con el Imer
EN CLAVE de H, por GuaPur: 100 partidos de beis y una duda en la frontera
TIENEN sus favoritas las OTTs, son las series
YAMAHA QL1, consola capacitada para operar vía Flujo IP. Distribuye Magnum
TITAN diseña, equipa y da mantenimiento a salas Dolby Atmos
GRÚAS CamMate para todo tipo de producción. Renta Umpeq
GORILLA Group proveedor preferido en Netflix. incorpora DaVinci Resolve Studio
EXCELENCIA distribuye TVU, cuenta con aplicación para transmisión en vivo desde un celular...
CINETEC distribuye ARRI SkyPanel, proyecta luz muy agradable con múltiples colores
COLOR Cassettes distribuye cámaras Alpha Sony, enfoque automático instantáneo
TIENDAS VideoStaff distribuyen estabilizador electrónico ZhiYun
VIDEO/entrevista con Julio Fernández, CEO de CineTransformer
TUBOS Kino Flo FreeStyle, cuentan con sistema de liberación rápida. Promueve Amtec
MICRÓFONO Lavalier Shure WL 185, resistente y discreto
PLAN de Produción de Sebastian del Amo, busca coproductores
STREAMING Punto Ti, aseguran transmisión estable y segura
EQUIPOS Blackmagic para el proceso de producción y postproducción. Distribuye Excelencia
LENTES Rokinon para cámaras DSRL y cinematografía digital. Distribuye Amtec
JESSICA Pantoja realiza fotografía de la película Manners of Dying con cámara Arri Alexa Studio y lentes Kowa Anamórficos
MONITOR para el set con nueva tecnología LEDs Sony. Distribuye Color Cassettes
NETFLIX pagará impuesto especial en México para 2020, hoy compite con ventaja
CONSECUENCIAS de reducir el gasto publicitario del Estado Mexicano, comenta Esteinou
CANALES 11 y 22 tienen defensa propia para seguir su trayectoria, Canal 14 SPR podría ser el Canal de los Jóvenes
TEMA de la Semana: internet podría ser gratis para todos en un futuro cercano
PERSONAJE de la Semana: Jim McNamara alerta, hay que tener nuevas estrategias ante los cambios en la industria audiovisual
CAMPAÑA de la Semana: precandidatos a Presidencia de EU arrancan con dichos y dicharachos para derrotar a Trump
IDEAS para producir de El Marqués de Miramar: por qué grandes marcas siguen confiando en tele abierta
EN CLAVE de H, por GuaPur: en película No-Muro, AMLO preguntaría a Jorge Ramos
NAB: presenta Panasonic su nueva cámara CX350 4K, conectividad a internet
NAB: cámara Arri Alexa Mini LF con sensor de gran formato. La distribuye Cinetec
CANAL del Congreso con nuevo equipo pero con falta de apoyo de los grupos parlamentarios. ¡No, a que salga del aire!
ESTRENA equipo Cámara de Diputados para comunicación interna, es Proyecto de VideoDepot
NUEVO compartimiento-base para utilizar 2 baterías con la cámara Pocket Blackmagic
ENTREVISTA con Robb Blumenreder, especialista Sennheiser, da tips de audio para video
EXTENSIÓN Sony Venice mantiene intactos los atributos de la cámara. Distribuye Color Cassettes
LABORATORIO de Lentes Umpeq, servicio de mantenimiento, reparación y capacitación
SIMPLY 10, grabador digital para hasta 10 USBs. Promueve Excelencia
ALFONSO Cuarón es genio del cine. En Hollywood seguro que lo envidian, a la buena
MODELO mexicano, el ideal para que sigan desarrollándose los medios públicos de nuestro país
50 por ciento opina: Fernanda Castillo haría un buen papel interpretando a Irma Serrano
FER Medellín, artista de etalonaje de película La Gran Promesa, matiza intención por cada época y país
RATINGNÓMETRO: Ringo, la pelea de su vida, Número 1 del Top 5 de programas más vistos en México
TAQUILLÓMETRO: Una del Top 10 es mexicana. Las Niñas Bien
RAQUEL Menor es la Productora Revelación del Festival de Cine en Guadalajara 2019
QUÉ modelo deben seguir los medios públicos en México
IDEAS para producir de El Marqués de Miramar: publicidad en canales de televisión abierta
EN CLAVE de H, por GuaPur: Productor de Lentes Oscuros se siente poseído por Fellini

Votación Sondeo
¿Será gratis internet en el futuro, patrocinado por marcas publicitarias?

  • Puede ser, sería un beneficio para la publicidad y para toda la población

  • No lo creo, no hay cómo mantenerlo y se perdería una parte del negocio para las telecom

  •  

           


    Escape STD CAPA Anice STD

       
     Sección Revista Virtual Telemundo Entrevistas